Temporal en la Costa: autos atrapados, inundaciones y voladuras de techos

La Costa Atlántica bonaerense y el Interior de la Provincia se vieron afectados por fuertes tormentas, que provocaron inundaciones y hasta voladuras de techos por las ráfagas de viento. El gobernador, Axel Kicillof, dialoga con intendentes de municipios afectados.

La Costa Atlántica bonaerense y el Interior de la Provincia se vieron afectados por fuertes tormentas, que provocaron inundaciones y hasta voladuras de techos por las ráfagas de viento.

Desde la gobernación informaron que el máximo mandatario del distrito, Axel Kicillof, está en contacto con los intendentes de loas localidades más afectadas y que se encuentran con gran acumulación de agua, como Dolores, Brandsen, Villa Gesell, Castelli y Pringles.

En Dolores, de acuerdo a lo precisado, hay un acumulado de 280 mm y unas 220 personas evacuadas y autoevacuadas que son asistidas en el club Eveready, dispuesto por la municipalidad.

En tanto que en Brandsen, en donde cayó granizo y se acumularon 85 mm, se registraron calles anegadas, ramas caídas y algunas viviendas afectadas por la voladura de techos.

En Villa Gesell detallaron que la región sur fue la más afectada y en total se registraron unos 87 mm; mientras que en Castelli (105 mm) se inundó el hospital al igual que 12 viviendas y se autoevacuaron 18 personas.

Coronel Pringles es una de las localidades en donde más agua acumulada se indicó con 113 mm, lo que provocó destrozos en calles y casas.
Alerta rojo

El Servicio Meteorológico Nacional lanzó un alerta rojo para los distritos de San Cayetano, Lobería, Adolfo Gonzáles Chaves, Coronel Dorrego, Tres Arroyos y Necochea, así como uno naranja para Ayacucho, Mar Chiquita, General Guido, General Madariaga, General Pueyrredón, Maipú y Balcarce.

Como consecuencia del frente de tormenta que avanzó sobre la Costa Atlántica, en Villa Gesell se registraron calles inundadas, autos atrapados y gran parte de la ciudad sin luz, por lo que los bomberos locales instaron a la población a no abandonar sus hogares.

«Hubo muchas calles anegadas que se rompieron del todo y autos que quedaron atrapados bajo el agua. Y estamos trabajando porque cayeron muchos árboles arriba de casas», explicó el titular de Defensa Civil de Villa Gesell, Nahuel D´Aquila.

Señaló además que junto a personal de Bomberos Voluntarios y de Defensa Civil provincial, que sumó cuatro móviles, realizaban tareas en los sectores más afectados, como los paseos 136 y 139, en las primeras cuadras desde el frente costero.

Fuentes de los Bomberos geselinos indicaron que «se recomienda a la gente no salir de sus casas ante nuevas tormentas», y D´Aquila precisó que «la alerta continúa».

«Por el momento no tuvimos ningún problema con gente lesionada y seguimos recibiendo los llamados de la gente por distintos inconvenientes. Vamos a continuar el alerta y durante la tarde veremos cómo sigue la situación», señaló el funcionario comunal.

En tanto, el intendente del Partido de la Costa, Cristian Cardozo, pidió a los vecinos y turistas que «circulen lo menos posible» debido al temporal que afectó la zona durante la madrugada y que se sigue desarrollando en varios distritos de la costa Atlántica y de la zona del centro y sur de la provincia de Buenos Aires.

«Fue un temporal muy fuerte que ha azotado a la región, le pedimos a todos que se encuentren en la zona que circulen lo menos posible hasta que baje el agua», dijo hoy el jefe comunal en diálogo con la señal C5N.

El temporal con intensa actividad eléctrica generó caída de árboles y destrozos en ciudades como Villa Gesell, Brandsen, Dolores, Laprida, General Madariaga y Castelli, donde permanecía este mediodía el alerta meteorológica.

«La bajada del agua hacia el sector de la playa fue muy intenso hoy, la zona se vio afectada 50 milímetros llovió en el Partido de la Costa, el día seguirá inestable, pero mañana se espera una mejora en la situación climática», añadió el intendente.

No obstante, Cardozo apuntó que, en otras ciudades hacia el interior de la provincia «las lluvias fueron más intensas, con caídas de agua de hasta 250 o 270 milímetros» en pocas horas, con ráfagas de viento, granizo y actividad eléctrica, y el agua quedó «estacionada» generando inconvenientes.

Debido al alerta rojo, la primera vez que lo utiliza el SMN, se recomienda quedarse lejos de zonas costeras y ribereñas, desconectar artefactos eléctricos, evitar circular por calles inundadas, conocer los lugares de evacuación y sitios elevados, comunicarse con los organismos de emergencias locales en caso que alguien sea afectado por este fenómeno, y tener siempre lista mochila de emergencias con linterna, radio, documentos y teléfono.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *