Se desprendió una baranda del Samba y casi sale volando un joven

Sucedió en un parque de diversiones y gastronomía que abrió recientemente en San Miguel. Un joven que se divertía en el «samba», tuvo que hacer equilibrio y tratar de aferrarse para no salir volando o lastimar a alguien, cuando se desprendió la baranda de seguridad en pleno movimiento.

El hecho ocurrió el pasado lunes por la tarde, en un nuevo parque de diversiones y gastronomía ubicado a pocos metros de la plaza de Muñiz. En pleno movimiento del juego, Tomás, un joven de 19 años que se encontraba junto a su papá y su hermano menor, se quedó (literalmente), con la baranda de seguridad en la mano -el único agarre que tienen los usuarios para no salir despedidos-, y se salvó de no salir volando o no lastimar a alguien más.

Desde la familia de Tomás, le dijeron a diarioefecto.com: «Si era su hermanito u otra persona, podría haber salido volando y hasta golpearse de una forma fea o morirse. O en el peor de los casos, que ese fierro salga despedido y que lastime a alguno de los chicos y chicas que estaban ahí». Y agregaron: «Había chicas asustadas y el juego siguió funcionando como si nada».

INFORMA SOBRE ESTE ANUNCIO

Por otro lado, la madre de Tomás comentó: «Cuando se bajó, mi hijo bromeó y les dijo ‘Ahora me van a tener que dar pases gratis de por vida’, a lo que asegura que allí le dijeron que ellos no tenían nada que ver, que fue un accidente». Lo más grave, según expresaron fue que: «El juego siguió funcionando como si nada. ‘Lo ataron con alambre’ y se siguió subiendo gente»

Desde la empresa, se comunicaron con la familia y dijeron estar a disposición y que iban a realizar las inspecciones correspondiente. Sin embargo, el lugar no cerró sus puertas ni clausuró momentáneamente el «Samba». Tampoco hubo una disculpa pública. Por lo contrario, prefirieron instar a la gente, a través de sus redes sociales, a que den su opinión o anécdota con respecto al juego en ese lugar.

La familia tiene por objetivo accionar legalmente contra el local de entretenimientos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.