Rosario: Prisión preventiva para el acusado de atropellar y matar a dos ladrones que le robaron

La prisión preventiva será por sesenta días, según decidió este domingo la Justicia de Rosario. La imagen del impacto quedó grabada por cámaras de seguridad privada.


La justicia de Rosario dictó la prisión preventiva por sesenta días para un joven imputado de atropellar con su camioneta y matar a dos motociclistas, a los que acusó de haberle robado el jueves último en esa ciudad santafesina, informaron fuentes judiciales.

En la audiencia imputativa realizada este domingo por videoconferencia en el Centro de Justicia Penal rosarino, el fiscal Pablo Saldutti acusó a Diego C. (25) de doble «homicidio simple» y exhibió el video de una cámara de seguridad privada en la que se ve la secuencia en la que la moto de las víctimas sube a la vereda y la camioneta Chevrolet S-10 gris del imputado la persigue hasta atropellarla y terminar su carrera al impactar contra un árbol.

El fiscal basó su pedido de calificación en actas policiales y declaraciones de testigos, como el de un vecino que auxilió a C. luego del siniestro vial y contó que «cuando le cayó la ficha de lo que había pasado el chico repetía ´¿Qué hice, qué hice?»

«El hecho no concluyó cuando la camioneta impactó contra el árbol, como usted dijo, sino que que hay que ver qué pasó cuando las víctimas fueron impactadas, en un hecho que les produjo el fallecimiento, y después habrá que analizar el estado psíquico y emocional del imputado», señaló el juez Román Lanzón al abogado defensor Pablo Rajmil.

El magistrado aceptó la calificación legal de «homicidio simple», solicitada por el fiscal Saldutti, rechazó los planteos de «legítima defensa», «emoción violenta» y que el imputado «produjo un homicidio culposo» esgrimidos por la defensa y dictó la prisión preventiva hasta las 12 horas del 7 de junio próximo.

Asimismo, el juez Lanzón rechazó el pedido de la defensa de prisión domiciliaria o en la Unidad Order, donde C. permanece detenido, ante el peligro de que sufra un atentado, por lo que Rajmil pidió entonces que su defendido «cumpla la pena en un pabellón de policías y no de presos comunes», lo que finalmente fue aceptado por el magistrado.

De la audiencia, que se celebró por Zoom, participó también el imputado, quien permanece detenido en el Order del Servicio Penitenciario Santafesino, situada en la zona sudoeste de Rosario.

En tanto, un grupo de unas 50 personas entre familiares, amigos y vecinos del imputado, se congregaron por la mañana en la puerta del Centro de Justicia Penal, en el barrio Hospitales, y cuando el juez Lanzón confirmó la prisión preventiva de C., algunos manifestantes se empujaron con los efectivos policiales y golpearon los vidrios del edificio.

Por su parte, mañana a las 10.30 el detenido será sometido a pericias psiquiátricas como parte de los estudios de una Junta Psiquiátrica, con el objetivo de determinar su estado emocional en el momento del doble homicidio, informaron esta mañana el juez Lanzón y el fiscal Saldutti.

Este sábado, cientos de personas marcharon por el barrio Fisherton de Rosario en reclamo de la liberación del joven C.Los manifestantes se movilizaron en auto y a pie bajo una intensa lluvia, desde Wilde y Córdoba hasta Avenida Circunvalación, donde cortaron el tránsito de ambas manos para hacer oír su reclamo.

El hecho que desató la protesta ocurrió el jueves pasado cerca de las 17 en la calle Amuchástegui al 600 de Fisherton, en la zona oeste de Rosario.

Según el Ministerio Público Fiscal (MPA), en ese lugar dos jóvenes identificados como Diego Nicolás Quiroga García (25) y Luciano Escudero (29), quienes se movilizaban en una motocicleta y armados, interceptaron al conductor de una camioneta Chevrolet S 10, doble cabina y le robaron una mochila que contenía 2.000 dólares y 2.000 pesos, tras lo cual se dieron a la fuga.

La víctima del robo, decidió perseguirlos a bordo de su vehículo y al llegar a la calle Juez Zuviría al 600, en el mismo barrio, atropelló a la moto con sus dos ocupantes.

En esas circunstancias murió Quiroga García mientras que Escudero resultó herido y fue trasladado bajo custodia policial en calidad de detenido al hospital de Emergencias de Rosario.

Allí permaneció internado varias horas, hasta que el viernes por la mañana murió como consecuencia de múltiples traumatismos, informaron las fuentes.

Tras el episodio, el conductor de la camioneta se entregó en una comisaría de la zona y quedó detenido.

Fuente:Telam.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *