Nación: Los trabajadores rurales aceptaron un bono de fin de año de $10.000 pero siguen en alerta y movilización

Tras una tensa negociación en el marco de la Comisión Nacional de Trabajo Agrario (CNTA), la Unión Argentina de Trabajadores Rurales y Estibadores (UATRE) ahora encabezada por el chaqueño José Voytenco, acordó un bono de fin de año de $10.000 para los 350.000 trabajadores registrados del sector que se pagará en 3 cuotas mensuales. El gremio aceptó la propuesta con reparos y mantiene el estado de alerta y movilización.

La CNTA resolvió que lo cobrarán los trabajadores de las actividades avícola, porcina, conductor tractorista, maquinista de cosechadoras y agrícolas que se desempeñen exclusivamente en las tareas de
recolección y cosecha de granos y oleaginosas, aplicación de productos fitosanitarios, y personal permanente de prestación continua comprendido en el Régimen de Trabajo Agrario.

Con el cierre en un monto peleado (menor que lo inicialmente pedido pero que duplica el bono que del año pasado), sumado al diálogo tirante con parte de las entidades patronales, se vislumbra el cambio de perfil que se produjo en el sindicato tras el fallecimiento repentino de Ramón Ayala.

En la reunión, fue el Estado el que “hizo una propuesta alternativa que la UATRE aceptó, con reparos, y ya planea seguir con sus reclamos”, informaron en un comunicado.

El gremio terminó con una era de seguidismo político de las empresas del agro y no priorizó la convivencia pacífica en la Comisión Nacional de Trabajo Agrario (CNTA) o el Registro Nacional de Trabajadores Rurales (Renatre) sobre sus representados. Esta vez expuso a la Mesa de Enlace en su actitud frente a la negociación como «cerrada y negativa» y ante una posición que describieron como «inflexible», anunciaron que el sindicato se encontraba en estado de alerta y movilización.

Un cambio refrescante para un gremio que según afirmó el mismo Voytenco tiene unos 500.000 trabajadores en la informalidad.

Pese al avance que consiguió, la UATRE informó que continúa en “estado de alerta y movilización” porque “el bono aprobado está muy lejos de constituir el reconocimiento a la labor que tuvieron los trabajadores rurales en todos estos meses de pandemia”.

 

Fuente: Infogremial

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *