Nación habilitó los cuatro pasos fronterizos de Santa Cruz con Chile

La medida fue confirmada a través de la Decisión Administrativa 1237/2021 de Jefatura de Gabinete, publicada esta madrugada en el Boletín Oficial.

El Gobierno Nacional continúa con flexibilizaciones en las fronteras. Este lunes se habilitaron cuatros corredores seguros que unen a la provincia de Santa Cruz con Chile.

La medida fue confirmada a través de la Decisión Administrativa 1237/2021 de Jefatura de Gabinete, publicada esta madrugada en el Boletín Oficial. En efecto, fueron autorizados los pasos fronterizos: Río Turbio – Torres del Paine; Río Gallegos – Punta Arenas; Río Turbio – Puerto Natales; Los Antiguos – Chile Chico. La norma, que lleva la rúbrica de Juan Manzur y de los ministros, de Salud, Carla Vizzotti, y del Interior, Eduardo “Wado” de Pedro, fue acompañada por un protocolo aprobado por las autoridades sanitarias provinciales para el ingreso de personas en territorio nacional en medio de la pandemia de COVID-19.

La decisión del Poder Ejecutivo Nacional surgió como respuesta a la solicitud presentada por la gobernadora de Santa Cruz, Alicia Kirchner, quien previamente destacó que la provincia “cuenta con los recursos necesarios para dar respuesta a potenciales problemas sanitarios” y con “personal competente, como así también con capacidad de realizar los controles de salud y métodos de diagnóstico adecuados, en caso de que la situación lo amerite”.

Entre los requisitos de ingreso a la Argentina, en la normativa se estableció que las personas deberán haber completado el esquema de vacunación por lo menos 14 días antes de su llegada al país y tendrán que presentar ante los controles respectivos el comprobante de su vacunación. En el caso de quienes se hayan inoculado en el extranjero deberán contar con el comprobante validado por el país que efectuó la vacunación.

Extranjeros no residentes, mayores de edad, sin esquema completo o sin vacunar, no podrán entrar al país. A excepción que lo disponga el Ministerio de Salud cuando concurran especiales y acreditadas razones humanitarias que así lo ameriten, previa intervención del Ministerio de Relaciones Exteriores, Comercio Internacional y Culto. Además se exigirá una constancia de la PCR negativa en origen realizada dentro de las 72 horas previas al ingreso al país.

Por su parte, los extranjeros no residentes tendrán que poseer un seguro de salud COVID-19 con cobertura de servicios de internación, aislamiento y/o traslados sanitarios, para quienes resulten casos positivos, sospechosos o contactos estrechos.

Respecto a las medidas sanitarias a implantar en cada paso fronterizo seleccionado como corredor seguro se destacó la coordinación entre las autoridades nacionales migratorias y de sanidad de fronteras, con las provinciales de turismo y transporte y se detalló en cada paso, su cupo, profesional responsable y establecimiento de referencia para derivación de eventuales casos positivos, sospechosos o contactos estrechos.

En este marco, Integración Austral cuenta con un cupo de ingreso diario de 200 personas por su proximidad con el Hospital Regional de Rio de Gallegos. Río Don Guillermo cuenta también con un cupo de 200 personas ante la proximidad del Hospital SAMIC del Calafate. En Dorotea el cupo diario es de 100 personas, por su proximidad al Hospital DR. José Alberto Sánchez de Rio Turbio. Por último, en Río Jeinimeni el cupo es de 100 personas por su proximidad con el Hospital Regional Reynaldo Bimbi.

En el marco de flexibilización y reapertura de fronteras, la semana pasada el Gobierno habilitó el paso que une Santo Tomé -Corrientes- con Sao Borja en Brasil; el Puente Internacional San Ignacio de Loyola que une la localidad de Clorinda (Formosa) con José Falcón (Paraguay); y el Paso Fronterizo Fluvial Puerto Formosa que une a la provincia argentina con Puerto Alberdi, ubicado también en territorio paraguayo. Infobae

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.