La versión del abogado coincide con el llamado al 911 que se hizo esa madrugada. «Un auto atropelló a una moto y se dio a la fuga”, dijo la vecina platense que llamó a emergencias.

Más allá de las distintas versiones, para los investigadores «no hay indicios» que indiquen que los jóvenes atropellados fueran ladrones. Lo que sí fue ratificado es que existió un robo previo al siniestro vial, aunque fuentes judiciales señalaron que «no existe ningún tipo de indicio» que permita sospechar que los jóvenes atropellados por Buzali fueran los autores del hecho.